Pasamos entre los huecos, creamos paisajes con los cuerpos, comenzamos a trepar…

Comienza la sesión: calentamiento sencillo, nos descubre algunas técnicas físicas que se utilizan en los hospitales en China para mantener el ánimo elevado y disminuir el estrés. Y sigue… Pasamos entre los huecos, creamos paisajes con los cuerpos, comenzamos a trepar. Transcurre una mañana bien rica en la que nos relacionamos con poca palabra y mucha escucha, acción y cuerpo.

Abajo en la sala de exposiciones se inicia la primera toma de contacto con los materiales… la rampa y las cajas de madera, la cuerda suspendida. Algunos probamos, otros miramos. Poco a poco vamos entrando todos en niveles más sutiles de percepción.

Quedamos enamorados de su energía, nos contagia su manera de mirar, su fina escucha. Se desvela el espacio entre los cuerpos mientras suben y bajan por las cuerdas de Slant Board, o el sonido –existente ya en la sala– al que está acompañando la acción de la cuerda, que adquiere aquí un nuevo título: Accompaniment for Sound. (En lugar de Accompaniment for Two Sounds de La Monte Young; éste no dio los permisos para que se utilizara su obra en la exposición actual +-1961).

Simone cuenta que Platforms, donde se introducen dos debajo de las cajas de madera para silbar, es un dúo de amor. Señala cómo sucede en las parejas que, aunque duerman juntas, están cada uno en su sueño particular. A veces coinciden los silbidos, otras parecen un diálogo. Estamos en lo mismo a ratos y, por momentos, cada uno en lo suyo.

Otro recuerdo compartido: cómo surgió Slant Board. Cayó enferma un día que pensaba ir de excursión a la montaña con los niños con los que trabajaba en aquella época. Le pidió a Robert Morris –su marido entonces– que construyera una estructura que le permitiera escalar y así apareció la tabla inclinada con las cuerdas, listas para trepar.

(…) Nuestro querido Huddle, la única acción que no usa más que nuestros cuerpos, todos los del grupo, sin otra estructura en la que apoyarnos. Somos ocho performers. Nos organizamos por turnos para realizar las dance constructions: subir y bajar en Slant Board, suspendernos en la cuerda en Accompaniment, o silbar en Platforms. En cada acción participamos dos personas. Sin embargo, para el Huddle solemos estar todos. (…) Durante los casi cinco meses de duración de la exposición se han mezclado todos estos cuerpos en unos 300 huddles.

 

via Simone Forti y nosotros. Bailando en medio del Reina, artículo de Tania Arias Winogradow en FronteraD.